sábado, 2 de octubre de 2010

De primarias y candidaturas en UPyD.

Ayer día 1 de octubre, Unión Progreso y Democracia de Madrid convocó la apertura de la presentación de candidaturas para elegir a sus candidatos a la presidencia de la Comunidad de Madrid, al Ayuntamiento de Madrid y a las alcaldías de 19 municipios más de la Comunidad : Alcalá de Henares, Alcobendas, Alcorcón, Aranjuez, Boadilla del Monte, Collado Villalba, Fuenlabrada, Getafe, Las Rozas, Leganés, Madrid, Majadahonda, Meco, Móstoles, Nuevo Baztán, Pinto, Torrejón de Ardoz, Torrejón de la Calzada y Valdemoro.

Este anuncio demuestra -por imposible que parezca- que existe vida –política sobre todo- más allá del PSOE. Y digo PSOE porque el PP, desde el punto de vista de la política interna –y aún de la otra- está muerto.

Y también indica que existen partidos en los que se está viviendo un proceso de primarias, aunque no ocupen los titulares de la prensa, como en el caso de las “primarias” del PSOE.

¿Por qué entrecomillo la palabra “primarias” en el párrafo anterior? Personalmente entiendo que unas “primarias” en las que los candidatos tienen que “ser avalados”, en las que aparecen agrupaciones enteras que no pueden votar por estar suspendidas… al final se convierten más en un escaparate del poder de determinados grupos de presión internos, que en un mero ejercicio de democracia interna. Me parece más una pantomima, que un proceso electivo serio en el cual los afiliados puedan mostrar su opinión respecto a quién es el mejor candidato de entre los que se postulan.

Creo que es muy triste que entre compañeros de un mismo partido, que se supone comparten una visión política común, nadie se fie de nadie -como ocurre entre Trinidad Jiménez y Tomas Gómez- o que continuamente aparezcan en los titulares de la prensa noticias respecto a “recuentos fraudulentos”. ¿Será que con el paso del tiempo y el ejercicio del poder se ha perdido la perspectiva de cuál es su función –como políticos- tanto respecto a sus afiliados, como a los ciudadanos de este País?

Pero dejando a un lado otros procesos electorales internos y como he señalado en el primer párrafo de esta entrada, en UPyD también se ha iniciado un proceso de primarias para dirimir varias cosas: Quienes son los compañeros que se presentan a las elecciones locales y a las Autonómicas.

¿Y cómo lo hace? A través de un proceso callado, pero auténticamente democrático.

En Unión Progreso y Democracia existen varios elementos diferenciadores de los procesos de primarias, con respecto a otros partidos:

Un partido político, como cualquier otra organización humana tiene que optar por una forma u otra de organizarse en todos sus aspectos, y en el mecanismo de primarias, entre ellos. ¿Cómo se elige a los candidatos? ¿Impone el candidato la dirección del partido, como en el PP?, ¿Solo se realizan primarias en el caso de que existan varios candidatos, como en el PSOE?, ¿Se llevan a cabo siempre, como UPyD?

Entiendo, que el último caso, es el más justo, tanto en cuanto que son los afiliados –todos los afiliados- quienes a través de sus votos, eligen al candidato que ellos entienden más idóneo.

En UPyD las primarias están recogidas estatutariamente (Artículo 52 de los Estatutos) esto es, no se celebran porque aparezcan dos o más candidatos; se celebrarían aunque solamente existiera un candidato, porque los afiliados decidieron que así fuera en su I Congreso.

Así mismo, cualquier afiliado puede presentarse a las primarias sin necesidad de ningún tipo de aval. Esto –y hay que tenerlo muy claro- supone un ejercicio de normalidad democrática y no es un proceso para dirimir conflictos entre distintas facciones o candidatos. Y –además-estos procesos de primarias se realizan siempre en cualquier tipo de elecciones, sean estas locales, autonómicas o nacionales. UPyD es el único partido político en el que se confía en el mecanismo de primarias –siempre- para elegir candidatos, como un ejercicio de transparencia y participación democrática, y no como un mecanismo excepcional.

Este es el camino. Difícilmente se puede defender la democracia cuando está no existe en el interior del partido que la propugna como sistema de gobierno. Y por eso mismo, me resulta difícil comprender –salvo que haya un interés- a aquellos que intentan mostrar que elegir libremente a un candidato, mediante una votación, es una señal de disensión o discrepancia.

Así pues, bienvenido sea este proceso electoral interno, a pesar de la carga de trabajo que implica para todo el Partido.

Pero una cosa si tenemos que tener meridianamente clara: Este partido nació con la esperanza y con el objetivo de servir a los ciudadanos y tiene que demostrar que es diferente de otros partidos políticos.

¿Cómo?

En este Partido en que militamos tanto personas con experiencia política, como personas sin ella, debemos trabajar por unas primarias limpias -y sobre todo leales– tanto con el Partido, como entre los contendientes -que no dejan de ser compañeros- y con los afiliados. Hemos iniciado un proceso en el que candidatos se deberán dar a conocer, hablar, debatir, trasladar sus ideas a quienes les tienen que elegir… pero siempre desde el respeto, sin incurrir en los “espectáculos” que se dan en otros partidos, porque tenemos la suerte -la inmensa suerte- que los afiliados sean los que elegirán a las personas más idóneas para conseguir los fines de UPyD: hacer una política diferente, y estos tendrán en cuenta las mejores ideas y los mejores candidatos.

Y cuando existen unas y otros, sobran “marrullerías”… y hasta avales.

En definitiva, debemos llevar a cabo un proceso impecablemente limpio y democrático, porque es algo que nos debemos entre todos los afiliados y sin perder el objetivo común que nos une: los ciudadanos de este País.

En definitiva, debemos llevar a cabo un proceso implacablemente limpio y democrático, porque es algo que nos debemos entre todos los afiliados y sin perder el objetivo común que nos une: los ciudadanos de este País. Y para ello podemos -y debemos- trabajar, bien como representantes en las instituciones, o como afiliados, ya que el objetivo -los ciudadanos de España- es algo que trasciende más allá de la responsabilidad que tengamos en esta piragua magenta en la que estamos embarcados.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Todo correcto y de acuerdo, pero... ¿Y qué pasa con las primarias en otras poblaciones de Madrid de más de 50.000 habitantes y que no aparecen en los listados de primarias? ¿No va a haber listas?¿No va a haber primarias? El partido aboga por la transparencia... pues ¡¡apliquémonos el cuento!! Porque si después de pagar y trabajar por el partido no nos dejan, ¿para qué ha servido todo? Pero lo peor no es que no podamos presentarnos. Lo peor es el oscurantismo que hay al respecto y que nadie nos diga nada. ¿Es un castigo por algo que se ha hecho mal?¿Es una decisión arbitraria?¿Es estratégica?¿Es un calendario con fases... Pues dennos ese calendario!! Mal empezamos...

Paseante2000 dijo...

Buenos días anónimo ¿Txemagz? Siento responderte tan tarde pero estoy fuera de Madrid... y digamos que mi acceso a Internet es "aleatorio". Como ya ha comentado Seneca en Territorio Magenta, van a existir dos procesos de primarias, esto significa que más municipios de los recogiods actualmente se podrán presentar. Por otra parte, el viernes habrá una reunión interna en la que se explicará el proceso de primarias, a quines no estén en primera vuelta, así como los motivos, por lo que oscurentismo... nada de nada. Saludos